Datos personales

Mi foto

Amante de la lectura, los viajes, cine, series y una buena charla.

domingo, 26 de marzo de 2017

Amor o trabajo



                                           

        Era uno de esos días en los que te da por pensar si las decisiones que has tomado a lo largo de tu vida han sido las acertadas; y no me refiero al haber elegido un traje rojo a uno negro para un evento en una funeraria o haber pedido vodka con naranja en una reunión con el presidente de Coca cola. Me refiero sobre todo a decisiones laborales. Yo perdí al amor de  mi vida por mi trabajo y con el paso del tiempo no sé si esto me ha compensado. En días como hoy, lluviosos y con una cama que se me hace enorme, creo que no.
      Él era inteligente y divertido y con una belleza propia de chico duro que te derrite cuando sonríe. El malote por el que muchas perdemos la cabeza, pensando que los podemos redimir, pero no podemos, nunca podemos o al menos yo no pude...o quizá sí. Al menos eso pensé cuando estampé mi firma en su sentencia. Soy jueza. Me llaman La jueza de la muerte. Y él era culpable.

domingo, 29 de enero de 2017

Excusa non petita



   No nos engañemos, todos buscamos el amor de nuestra vida, pero ¿por qué tenemos que ceñirnos a uno solo? El mundo está poblado de gente muy interesante con la que nuestra vida se podría enriquecer y de quien podríamos enamorarnos. Tenemos que ser generosos y amar a más de una persona. Vivir es compartir y con cuanta más gente compartamos nuestros sentimientos más creceremos como personas. Porque si amamos a más de una a la vez ¿porqué tenemos que decidirnos solo por una?
   Pero vamos, que si ya estás con alguien y de repente o no tan de repente te das cuenta que prefieres estar con otra persona y no se te ocurre cómo romper sin dañar demasiado al otro, aquí te presento una serie de excusas que te pueden servir en tu día a día como rompedora de corazones o ilusiones ajenas .

   Excusa 1
   La visita del Señor

Estabas en el trabajo como cada día y de repente has tenido una Epifanía. Has visto una luz al final del pasillo y te has levantado para ver qué era. Sin saber cómo has terminado en el despacho del Señor director, puesto que este era el foco del que procedía la extraña luz, y su cegador resplandor te ha obligado a taparte los ojos levantándote la camisa hasta ellos, mientras recordabas que ese día no llevabas sujetador. Sin embargo has preferido salvar tu vida a tu vergüenza y has estado en esta posición mientras unas manos tocaban tu "alma" y una voz te susurraba que te despojaras...de todas tus ataduras.
Después de eso no podías seguir como si nada hubiera pasado y una vez confesado a tu chico que ibas a empezar una vida nueva porque habías sentido la llamada del Señor, lo dejas todo para irte a vivir a una comunidad...a las afueras. Con jardín, piscina y jacuzzi. Que el Señor sabe proporcionar a sus fieles todo lo necesario para hacerles feliz.

Excusa 2
Encontrarte a ti misma

Después de muchos años con una misma persona a tu lado, es difícil que te acuerdes cómo eras antes de que él o ella llegara a tu vida, y tras haberlo meditado largamente, o al menos un par de días, has llegado a la conclusión de que si no sabes quién eres no puedes hacer feliz a los demás. Necesitas alejarte de todo, o al menos de tu hasta entonces "amorcito" y reflexionar y hacer ejercicios de autoconocimiento, para lo que es necesario buscar ambientes distintos a los que te has acostumbrado y sobre todo a gentes diferentes. Y claro, una vez reencontrada contigo misma llegas a la conclusión de que es mejor lo nuevo conocido que lo viejo caduco. Pero todo de buen rollo y muy zen.

Excusa 3
Alergias

El cuerpo humano es muy extraño y a veces ocurre que lo que un día nos sentaba divinamente, al día siguiente hace que nos salga sarpullido. Esto puede ocurrir con los alimentos, los tejidos y las parejas. Hoy hacer el amor es muy placentero pero dos días más tarde te salen granos y ronchones por todo el cuerpo y sintiéndolo mucho tienes que dejarlo por prescripción médica. "No es por ti es por el doctor".
Y si esa persona te quiere más que a su vida, o a su colección de comics, te dejará ir para que sanes, aunque él se desangre de pena. Hasta que aparezca una tirita, claro.

Hay otras muchas y variadas excusas, pero por hoy ya tenemos bastantes, que tampoco es cuestión de aburriros con los planes de fuga.

domingo, 2 de octubre de 2016

Otoño de rupturas






   Queridos lectores, de siempre es sabido que después del verano el número de divorcios se dispara. Es normal, de repente tienes que pasar todo el día con esa persona que comparte apartamento contigo, a la que ves en horas contadas debido a la incompatibilidad de horarios y de la que no recuerdas los tics y manías que no soportabas hasta que no te ves en la tesitura de soportarlo las 24 horas del día durante un mes. Y encima en vacaciones, fuera de la casa familiar y lejos de los amigos. Solos tú y esa persona. Suena tétrico y lo es. Lo  mejor es pasar el mal trago cuanto antes y dejar claro que tú te quedas con el piso y él con el coche y con su tortuga. Mascota que nunca terminó de convencerte.
   Pues algo así ha debido pasar en casa de los Jolie-Pitt. De repente se han visto solos, con una tropa de niños de todos los tamaños y colores, en un castillo francés y se han preguntado qué cómo habían llegado hasta allí. Los dos guapos, millonarios y supuestamente comprometidos con todas las causas benéficas habidas y por haber, cosa muy loable, pero la causa que los unió parece que había volado. Me refiero al amor. Porque está muy bien ayudar al prójimo lejano, pero nunca tenemos que olvidarnos del que tenemos al lado y hasta a veces encima o incluso debajo, que yo en cuanto a gustos no me voy a meter; que para eso soy muy permisiva y cada cual en su tálamo puede hacer lo que le venga en gana. Faltaría más!
   El problema viene cuando estas desavenencias se hacen públicas y todos parece que tengamos derecho a opinar. Pero claro, una cosa es tener voz y otra tener voto; y de esto en el PSOE saben mucho. O sino que se lo pregunten a Pedro Sánchez.
 
 
   Pedro I el perdedor ha pasado un verano relativamente tranquilo, dejando que fuera Mariano el que se quemara al sol del incierto gobierno, pero este, que utiliza factor de protección a prueba de fugas radioactivas le ha ganado la batalla. Que otra cosa no, pero los gallegos saben esperar y Rajoy mientras se daba sus paseos matutinos ha dejado que las pirañas socialistas se coman a su propio compañero. Una jugada muy limpia, se supone, porque yo soy, y esta es una opinión muy personal, partidaria de que el PP ha prometido algo, alguna golosina jugosa a los barones sociatas para que de alguna manera le dejen gobernar y todos puedan repartirse el pastel que es España, o ya más bien, el pastelillo, porque no creo que quede mucho de lo que otrora fuera una gran tarta.  
   Ahora solo queda esperar quien se queda con los niños, quien con las propiedades y quien con los ministerios y secretarías más jugosos. Se presenta un otoño calentito y un invierno de quemarse...o de juntarse.
 

sábado, 17 de septiembre de 2016

Entrevistando a...Inma Cerezo, escritora.





Supongo que tengo alma de periodista, o más bien de cotilla, para qué engañarnos, pero el gusanillo de las entrevistas siempre lo he tenido, y en cuanto puedo me lanzo a hacer alguna. Esta vez le ha tocado el turno a Inma Cerezo. 
Ella y yo nos conocimos hace algún tiempo gracias a las redes sociales y a nuestros gustos literarios y no tan literarios, y aprovechando que ha publicado una novela: Goleters, luna de Lenten, me he animado a hacerle algunas preguntas al respecto.
Antes de empezar darte las gracias por tu tiempo y colaboración.

Empecemos:







  1. ¿Cuándo y cómo empezaste a gestar Goleters? 
Hace ya unos años, comencé a escribirla tras nacer mi hijo, sobre el 2.009.  Se fue fraguando poco a poco la historia en mi cabeza, nunca me había pasado que algo llamase tan fuerte como para tener que darle voz, por lo visto los personajes necesitaban que contara todo lo que tenían que decir. Yo siempre había garabateado en un diario o notas en libretas, relatos, una novela corta y algún poema pero no me había embarcado en algo tan titánico como una saga, para un autor novel creo que es la peor cosa que puedes hacer, así que desde aquí os aconsejo que empecéis por algo sencillo (risas), noen serio, sin apenas experiencia fue como lanzarme a una piscina sin saber nadar. 
Al principio la escribía por las noches, sin que nadie supiese lo que estaba haciendo, de hecho cuando tenía unos seis capítulos escritos se los di a leer a mi marido sin decirle que era mío para ver qué opinaba y aún a día de hoy bromeamos con el asunto y la cara de alucinado que se le quedó cuando descubrió que yo era la que estaba tras aquella novela. De hecho fue él, el que me animó a continuar. 

  1. ¿Te inspiraste en alguna obra que hubieras leído? 
Yo leía novela romántica, de terror, ciencia ficción, contemporánea y sobretodo juvenil. A J. J. Benítez y sus múltiples teorías. Un día, di por casualidad con una saga escrita por Lauren Kate, Oscuros, que me dejó impactada, no por la trama en sí, sino por lo que removió en mi interior. Comencé a buscar información sobre angeología, a leer otros autores y otras novelas y pensé que había una puerta abierta a otras opciones ¿y si todo no es como nos lo han contado o como han querido que creyésemos que debía ser? Y así nació Goleters. 

  1. ¿Los personajes tienen algo tuyo?  
No, jajajaja son variopintos de distintas partes del planeta y razas, con unas culturas y creencias, en muchos casos desconocidas para mí y en las que he tenido que indagar y documentarme para crear la historia. Puede que tengan alguna expresión o quizá algún gesto. 

¿Con cuál te identificas más?  
Con ninguno, como te comentaba antes, son personajes muy diferentes a mí. 

  1. ¿Qué parte te costó más escribir y por qué?  
Bueno, he de decir que la escribí bastante seguida. Quizá la parte que más me costó fue el inicio. Lo peor fue reeditarla. 

5 -Con cuál quedaste más satisfecha?  
Con el final, fue como liberar la tensión y dar rienda suelta a los personajes. Algo muy divertido y liberador. 

  1. ¿Cuánto tiempo tardaste en escribirla? 
 Unos ocho meses. En su reedición algo más, es muy complicado reescribir una novela pasado un tiemposiempre ves cosas que puedes mejorar y no acabas nunca. 

  1. ¿Y en publicarla?  
Autopubliqué en las dos ocasiones, tras su corrección, por lo que no tuve que pasar por el proceso de búsqueda editorial. 

  1. ¿Es complicado publicar en España para un escritor novel? 
Si hablamos de publicación editorial clásica no puedo contestarte. Según mi experiencia ya que no he pasado por ello pero como en todos los ámbitos, dependerá de cada caso. 

  1. ¿A qué hora y dónde prefieres escribir?  
No tengo una hora exacta, depende de muchos factores, me hago un organigrama con todas la tareas de la semana y programo tiempos teniendo en cuenta los imprevistos de última hora. Intento que sea siempre en mi despacho pero acabo con el portátil en cualquier lado. 

  1. ¿Cómo ves el panorama  literario español en cuanto a novela romántica se refiere? 
Creo que goza de muy buena salud y por suerte para los lectores del género hay mucho donde escoger y de subgéneros variados, tanto autoras consagradas como nuevos valores que vienen pisando fuerte. 

  1. ¿En qué estás trabajando ahora? 
Finalizando ESDTM (siglas del título) una novela New Adult que estoy disfrutando muchísimo y con la que estoy muy satisfecha por cómo está quedando. Y por supuesto, trabajando en la segunda parte de Goleters que ya tenía casi escrita pero en vista de los cambios en la reedición de Luna de Lenten, tendré que modificar varias cositas. Y como último, retomar SVANT (siglas del título) otra novela New Adult que está reposando para ser finalizada.  

  1. ¿Por qué tenemos que leer Goleters? 
Podrás viajar a unos escenarios únicos de la mano de unos personajes diferentes, que tienen que contarte una historia de fantasía y misterio de la que no podrás escapar. Además, creo que el género paranormal en España se lee poco y hay que darle una oportunidad 





si queréis seguir conociendo y leyendo más cosas de esta buenísima autora, acercaos por su página:
www.inmacerezo.com

Goleters, luna de Lenten lo podéis adquirir en Amazon


miércoles, 7 de septiembre de 2016

Casi porno





Se conocieron de forma casual, como se conocen las parejas destinadas a grandes pasiones. Ella escribió un tuit y uno de sus seguidores lo retuiteó. Él lo leyó y le dio al FAV, haciendo algún comentario al respecto. Ella le contestó y así comenzaron a escribirse mensajes que pronto derivarían en charlas más privadas. Sin saber cómo, enseguida se dieron cuenta que tenían gustos en común. Gustos que muy pocos saben apreciar y que casi hay que vivirlos en secreto. Encontrar a alguien así es casi un tesoro y decidieron conocerse y descubrir si la chispa en el mundo real también saltaba como ya había ocurrido en el virtual.
Pero debían ser muy cuidadosos, pues ninguno era libre. Ambos compartían sus vidas con personas a las que querían, pero que no sabían , no podían o no querían llenar esa parte que ellos necesitaban para sentirse completos, felices, satisfechos.
Después de mucho hablar, decidieron quedar en un lugar céntrico para conocerse. Fue un viernes, a la salida del  trabajo. Ya se habían visto por fotos y habían charlado varias veces por Skype, así que sabían perfectamente a quien se iban a encontrar.  A pesar de ello, ambos estaban nerviosos. Se localizaron pronto y se saludaron con dos formales besos en las mejillas. Las primeras palabras fueron atropelladas y las sonrisas algo tímidas. Decidieron tomar una caña y conocerse un poco mejor, aunque ambos sabían que si habían quedado no era para conocer sus vidas, sino para disfrutar de sus cuerpos.
Ya tenían hablado que irían a un hotel a las afueras de la ciudad. Lo habían buscado por internet y era justo lo que necesitaban. Era un hotelito discreto pensado para parejas no oficiales. Se pusieron en contacto con el establecimiento vía Telegram, y fue así como reservaron habitación. Apenas media hora más tarde se encontraban en lo que sería su nidito de…perversión.
La habitación estaba decorada con bastante buen gusto y además disponía de un saloncito con nevera y varios refrescos y cervezas dentro, y un completo cuarto de baño. La inspección ocular la hicieron de  manera rápida. Y casi con la misma rapidez se desnudaron.





¿Qué rumbo queréis que tome el relato?

1.   Que se arrepientan antes de seguir adelante y vuelvan cada uno a sus casas como si nunca hubiera ocurrido nada.
2.   Que se adentren en la aventura sexual…y lo que surja.

3.   Que se vayan de compras.

miércoles, 17 de agosto de 2016

¿Burkinismo, nudismo o nazismo?




     Queridos lectores, lectoras y cualquier otro género que se asome por este blog, hoy voy a mojarme, aunque aún no he decidido qué traje de baño ponerme para tal ocasión. Porque yo soy de esas mujeres que aún puede elegir de qué manera meterse en los charcos, derecho que al parecer no tienen todas las féminas en este mundo. 

   Estos días, muchos informativos están dando la noticia de las mujeres que son multadas por el uso del llamado burkini, esa prenda inventada por hombres para que las mujeres que quieran gozar del agua al aire libre no puedan hacerlo. Yo me limito a saber lo que la ley dice y a cumplirla. Si la ley del país en cuestión dice que no se puede utilizar, pues no se utiliza o pagas la multa y así contribuyes al enriquecimiento del ayuntamiento del lugar. Las leyes están para cumplirlas o para atenerte a las consecuencias.
   
   Yo vivo en una ciudad de interior, pero aquí nunca se ha dejado que nadie se bañe vestido en las piscinas. Es una cuestión de higiene y llevarlo al campo de la religión me parece utilizar el cuerpo de la mujer con fines políticos. Porque no nos engañemos, el fin último de la religión es el poder. Poder para manipularnos y someternos a los poderosos (en este punto muchos pensaréis que estoy haciendo populismo barato, y no digo que sí ni que no. Sois libres de pensar lo que queráis)

    Lo que me enfada de todo esto es que nadie ha preguntado a esas mujeres de qué forma querían meterse en el agua. ¿Han elegido ellas ese traje para ocultar su pecaminoso cuerpo a los ojos de los ávidos hombres que no podrían controlarse si les viesen un codo? Y ellos, ¿porqué no se tapan? ¿Es porque las mujeres no sienten deseo si ven un hombro al aire? ¿Es porque ellas no sienten ni padecen?...

   Queridos y queridas del mundo, las mujeres sentimos...y yo siento que no todas puedan decidir sobre cualquier aspecto de su vida, como si fueran eternas niñas que jamás llegarán a emanciparse. 

   Yo por mi parte, prefiero sentir el agua y el aire en mi cuerpo; la arena ya no tanto...pero  pocas cosas hay que una ducha, mental y corporal, no arregle.

              Que tengáis un buen baño.